24 enero 2012

Revelan las cinco innovaciones que revolucionarán los próximos años



Por sexto año consecutivo, IBM anunció la nueva edición de “Five in Five”, las cinco innovaciones que cambiarán la vida de las personas durante los próximos cinco años. El resultado se basa en tendencias del mercado y la sociedad, así como en tecnologías emergentes de los laboratorios de la compañía en todo el mundo.
Según se informó, se trata de una lista de innovaciones que tienen el potencial de cambiar la forma en que la gente trabaja, vive y se entretiene. De esta manera, se cierra la brecha entre la realidad y la ciencia ficción a través de nuevas tecnologías que pensamos lejanas, pero cada vez están más cerca.
De acuerdo al análisis trazado por la empresa multinacional de informática las cinco innovaciones son: la generación propia de energía; la conexión directa de la mente con un dispositivo; el fin de la contraseñas; el fin del spam y eliminación de la brecha digital.

Energía

Todo lo que se mueve o produce calor puede generar energía: caminar, correr, andar en bicicleta, la computadora e incluso el agua que circula por las cañerías de una casa. Los avances en tecnología de energías renovables permitirán a las personas recolectar esta energía y utilizarla para ayudar a abastecer nuestros hogares, lugares de trabajo y ciudades. Por ejemplo, un dispositivo pequeño o una batería sin recargar que se conecta a las ruedas de una bicicleta, así se podría almacenar la energía que se genera con el pedaleo. Al llegar a casa sólo hace falta desconectar el dispositivo y enchufarlo para abastecer las luces o el microondas, entre otras cosas.
Ahora, los científicos de IBM en Irlanda están buscando formas de comprender y minimizar el impacto ambiental de la conversión de la energía producida por las olas en electricidad.
Sin contraseñas

La constitución biológica de los seres humanos es la clave de identidad individual y pronto será la llave que permitirá proteger nuestra información. Según el informe, ya no tendremos que crear, guardar ni recordar múltiples contraseñas para diversos accesos. Podremos ir al cajero automático a retirar dinero de forma segura con sólo decir nuestro nombre y mirar a un diminuto sensor que reconocerá los rasgos únicos de la retina. También será posible hacerlo desde nuestro teléfono móvil o tablet. Cada persona tiene una identidad biológica única y detrás de ella hay datos. El software permitirá componer esa información – definiciones faciales, scans de retina y registro de voz – para armar su contraseña online exclusiva basada en ADN. Así, los sistemas más inteligentes podrán estructurar los datos en tiempo real para cotejarla con el perfil biométrico del usuario y, como siempre, cada uno podrá optar que información se incluye o no.
¿Telepatía?

De Houdini a Skywalker y X-Men, la habilidad de leer las mentes fue un deseo inalcanzable. Pero la conexión entre el cerebro de una persona y sus dispositivos, como laptops y smartphones, comenzará a ser realidad. Por ejemplo, para realizar un llamado telefónico, todo lo que tendremos que hacer será pensar en el nombre de esa persona y el teléfono se encargará del resto. También podremos mover el cursor en la pantalla al pensar dónde queremos que vaya. Ya existen auriculares con sensores avanzados para leer la actividad eléctrica del cerebro, que pueden reconocer expresiones faciales, niveles de excitación, concentración y pensamientos, sin que se manifieste nada físicamente. En cinco años, comenzaremos a ver las primeras aplicaciones de esta tecnología en el sector de juegos y entretenimientos. Además, los médicos podrán usar la tecnología para probar patrones cerebrales, asistir a la rehabilitación de un accidente cerebrovascular y ayudar a comprender trastornos cerebrales como el autismo.
Sin brecha digital

En nuestra sociedad global, el crecimiento y la riqueza de las economías se definen cada vez más por el nivel de acceso a la información. En cinco años, la brecha entre los que tienen y los que no tienen información se reducirá considerablemente gracias a los avances en tecnología móvil. Hoy hay siete mil millones de personas en el mundo y en algunos años habrá 5600 millones de dispositivos móviles, significa que un 80% de la población mundial tendrá uno. Al emplearlo de manera inteligente se podrá atender mejor a las personas con nuevas soluciones, tales como comercio móvil y servicio de salud remota. Por ejemplo, en la India se utiliza la tecnología del habla y dispositivos móviles para que los pobladores rurales analfabetos puedan pasar información a través de mensajes grabados en sus teléfonos. Así, lograron acceder a informes climáticos para decidir cuándo fertilizar los cultivos, saber cuándo los médicos llegaban al pueblo y encontrar las mejores precios para sus cultivos o mercaderías.
El fin del spam

Dejaremos de recibir publicidades que consideramos irrelevantes o indeseadas. En cinco años, los anuncios por correo serán tan personalizados que parecerá que el spam murió. Además, el filtro podrá ser tan preciso que ya no nos molestarán con discursos de venta no deseados. Los sistemas podrán encontrar sólo los datos importantes para nosotros y nos acercarán la información sin que tengamos que pedirla. Imaginemos si fuera posible reservar las entradas para tu banda preferida en el mismo momento que salen a la venta y para la misma noche que tenés libre en tu agenda, y eso desde una alerta instantánea a tu dispositivo móvil. También recibiremos avisos de problemas climáticos que podrán afectar nuestros planes de viaje y nos recomienda que debemos cambiar el itinerario. IBM utiliza el análisis en tiempo real para interpretar e integrar datos de todas las facetas de nuestra vida, como redes sociales y preferencias online, para presentar y recomendar información que sea útil sólo para vos.

1 comentario:

Milosh dijo...

"hay siete mil millones de personas en el mundo y en algunos años habrá 5600 millones de dispositivos móviles, significa que un 80% de la población mundial tendrá uno".

Esto es absolutamente ridículo, acaben con el hambre primero, pero claro, no lo ven porque están contando celulares de la gente que sí tiene plata.

La Web

La Web
La Web 2.0 abrió nuevos horizontes